El Arco Iris: ” La Señal del Pacto de Dios con los seres vivientes “.

Compartir

Lo que una vez fue considerado universalmente como símbolo del cuidado providencial de Dios, se ha convertido mundialmente en un símbolo de la comunidad gay.

El arcoíris es un signo de esperanza y seguridad y un símbolo de la gracia de Dios y la paciencia infinita. El arcoíris es la señal del pacto que Dios hizo con toda la tierra, su promesa de que nunca más va a destruir la tierra con una inundación catastrófica.

Debido al mal dentro de la humanidad, Dios decidió purgar la tierra y comenzar de nuevo. Él le dijo a Noé que él enviaría un diluvio para destruir todo ser viviente. Noé recibió instrucciones de construir un gran arca que pudiera soportar la inundación y encajar dos de cada tipo de animal hasta que la inundación se calmara. Solo Noé, su familia, y dos de cada tipo de criatura viviente sobrevivieron a esta inundación catastrófica.

Dios hizo este pacto con el arcoíris, luego de que las aguas del diluvio se retiraron y Noé y su familia salieron del arca. Dios dijo:

“Estableceré mi pacto con vosotros, y no exterminaré ya más toda carne con aguas de diluvio, ni habrá más diluvio para destruir la tierra. Y dijo Dios: Esta es la señal del pacto que yo establezco entre mí y vosotros y todo ser viviente que está con vosotros, por siglos perpetuos: Mi arco he puesto en las nubes, el cual será por señal del pacto entre mí y la tierra. Y sucederá que cuando haga venir nubes sobre la tierra, se dejará ver entonces mi arco en las nubes. Y me acordaré del pacto mío, que hay entre mí y vosotros y todo ser viviente de toda carne; y no habrá más diluvio de aguas para destruir toda carne. Estará el arco en las nubes, y lo veré, y me acordaré del pacto perpetuo entre Dios y todo ser viviente, con toda carne que hay sobre la tierra. Dijo, pues, Dios a Noé: Esta es la señal del pacto que he establecido entre mí y toda carne que está sobre la tierra.”(Génesis 9: 11-17).

Dios hizo esta promesa, representado por el arcoíris, no sólo a la humanidad sino a “todos los seres vivientes… las aves, el ganado y los animales salvajes, todos los que salieron del arca… todo animal de la tierra”( Génesis 9: 9-10 ). El pacto es perpetuo, que permanecerá por todas las generaciones. Nunca más habrá un diluvio mundial.

Hoy en día los colores del arcoíris se utilizan como un símbolo del “orgullo gay”. Esto comenzó en el 1978 cuando un artista llamado Gilbert Baker diseña una bandera para la comunidad homosexual en San Francisco. Esta bandera multicolor se transformó en una bandera de la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales y trans, lo que se conoce hoy en día como LGBT.




Compartir